RUBÉN LOBATO - Novillero con picadores

«Son sensaciones que no se vive todos los días»

0
511

El pasado 2 de agosto, después de muchos avatares, pudo hacer realidad el deseo de debutar con caballos. Lo hizo en Navarra, en la población de Lodosa. Hemos querido charlar con Rubén Lobato para que nos cuente cómo vivió ese día además de ofrecerles una GALERÍA GRÁFICA del debut.

Antonio Girol.-

Llevaba tiempo esperando que llegase el día en que poder debutar con caballos y ese día se materializó el pasado 2 de agosto en la plaza navarra de Lodosa. En los chiqueros le esperaba un lote de utreros de Prieto de la Cal, sangre veragüa. La ilusión y las ganas que destiló en la arena le valieron el peso de una oreja que paseó tras tirar patas arriba a su segundo antagonista. Hemos querido charlar con Rubén sobre las impresiones de esa tarde y sobre el futuro más inmediato.

– Rubén, el pasado 2 de agosto llegaba el día que tanto tiempo llevabas anhelando, el de tu debut con caballos. ¿Qué sensaciones viviste y cómo fue esa jornada?

– Fue un día muy especial porque lo he estado esperando durante mucho tiempo. Sobre todo porque es el sueño de cualquier novillero sin picadores y eso  lo hace aún más singular. Nosotros nos fuimos el día antes para Lodosa. Me levanté temprano y a la hora del sorteo fui a ver  mi lote y en general la novillada.  Disfruté mucho de ese momento porque son sensaciones que no se vive todos los días.

– Imagino que uno de los momentos más emotivos de un día de este calibre ha de ser cuando te estás liando para hacer el paseíllo, ¿en qué o en quién se piensa?

– Pensaba en lo que me ha costado llegar a vivir este momento además de en triunfar y sacarle el máximo partido a la novillada.

– Para los que no pudimos estar en Lodosa, ¿qué nos puedes contar de cómo fueron cada uno de los novillos de tu lote y tu actuación con ellos?

– El primero fue un toro jabonero, típico de esa ganadería, muy bonito y con muy buenas hechuras de embestir que nos engañó a todos porque  fue muy complicado y tuvo muy poca raza, a lo que hubo que sumar que  tenía el defecto de medir mucho y estar más pendiente de mí que de los trastos, queriéndome coger siempre. El segundo era un novillo de pelo negro, muy bien hecho y con kilos. Éste tuvo más movilidad  y sirvió algo más. La pena es que se rajó y se fue a tablas y allí tuve que irme a sacarle la faena y acabar con él de un espadazo. Afortunadamente le pude cortar una oreja. Desplante ante el novillo del que paseó una oreja. (FOTO: Bartolomé Bernal)

– Llegabas al debut con un bagaje significativo en plazas donde se ve un eral que de eral solo tiene el nombre, ¿crees que eso te benefició a la hora de saber entender a tus dos antagonistas de esa tarde?

– La verdad es que el haber matado novilladas de ese tipo siempre sirve, y no puedo negar que me ha valido todo ese rodaje aunque bien es cierto que el utrero es diferente ya que tienes que engancharlo más, mandarlo más y sobre todo aguantarle más en la embestida.

– ¿Habías hablado con gente del toro sobre qué tipo de comportamiento tienen los astados de Prieto de la Cal?

– Sí, la verdad que me orienté bastante y pregunté para ir preparado sobre lo que iba a salir ese día. El comportamiento de esos toros es diferente, muy diferente;  y quienes los hayan matado seguro que me dan la razón. Ciertamente aquello que me contaron los  profesionales que los habían toreado me sirvió de mucho, ya que no se equivocaron ni un ápice.

– Has cortado una oreja en tu debut que debería de valerte para el futuro más inmediato, ¿has recibido ya alguna llamada?

Saludando a la afición de Lodosa en la vuelta al ruedo. (FOTO: Bartolomé Bernal)

– Bueno pues he hablado con varias personas, aunque todavía no me ha salido nada. Sinceramente  tal y como están las cosas este año es complicado torear mucho con picadores.

– Si mañana lee esta entrevista algún empresario que quiera contar contigo para su feria, ¿con quién se tendría que poner en contacto?

– Conmigo. Es al que pueden llamar.

– ¿Qué les dirías si tuvieses ahora uno de ellos delante?

– Que Rubén Lobato tienes muchas ganas de ser torero y un sello personal en cada plaza que piso para hacer disfrutar a la gente.

– Enhorabuena y ojalá que este triunfo tenga el efecto llamada que deseas y por el que llevas luchando todo este tiempo.

– Gracias a vosotros por la atención prestada.


IMÁGENES DEL DEBUT EN LODOSA. FOTOS: BARTOLOMÉ BERNAL

Rubén Lobato el día de su debut con picadores Rubén Lobato el día de su debut con picadores Rubén Lobato el día de su debut con picadores
Rubén Lobato el día de su debut con picadores Rubén Lobato el día de su debut con picadores Rubén Lobato el día de su debut con picadores
Rubén Lobato el día de su debut con picadores Rubén Lobato el día de su debut con picadores Rubén Lobato el día de su debut con picadores