Tomás Angulo y P de Maravillas, en Sevilla

Con la naturalidad que les caracteriza

0
713

Mostraron su impronta en el ruedo como se puede apreciar en las imágenes que acompañan a estas letras. Tanto Tomás Angulo como Posada de Maravillas corrieron bien la mano izquierda para cuajar tandas de naturales de mérito en la novillada celebrada esta tarde en la Real Maestranza de Sevilla. Al primero se lo agradecieron con palmas y al segundo con la oreja de su primero y una ovación en el sexto. Una vez más Badajoz dejó su sello a orillas del Guadalquivir.