BALANCE de la jornada

Perera, dos orejas en Nimes. Ferrera sin suerte en Madrid

0
958

Miguel Ángel Perera una oreja en cada uno de sus toros en la feria de Nimes. En Madrid, Antonio Ferrera no tiene suerte con un lote desigual de ‘atanasios’
Redacción.-

 

El balance de las actuaciones de festejos en plazas pacenses o de toreros de nuestra tierra que han realizado el paseíllo hoy, viernes 10 de junio, ha sido el siguiente:

CORRIDAS DE TOROS:

  • Madrid (Las Ventas).- tercera de la Feria del Aniversario. Más de media entrada, en tarde agradable. Cinco toros de Javier Pérez Tabernero, bien presentados y en el tipo de la casa, de juego positivo en mayor o menor medida. Los mejores, segundo y, sobre todo, tercero. El sexto fue un sobrero, que sustituyó a uno flojo de los titulares, del hierro de Valdefresno, de escaso fondo y que se movió sin finales. Antonio Ferrera, silencio en ambos. Sergio Aguilar, ovación con saludos y silencio tras aviso. Rubén Pinar, oreja y saludos tras aviso.

Según crónica de Javier Hernández para burladero.com sobre la actuación de Antonio Ferrera esta tarde en Las Ventas: «También los dos atanasios de Ferrera sacaron cosas muy positivas. El primero, despegado del suelo en sus largas patas, suelto de carnes en su amplia caja, escurrido en sus casi 600 kilos y protestado de salida, tuvo temple y cierto compás en la muleta de Ferrera, que había ceñido figura en el par de banderillas por los adentros. No humillaba mucho, la verdad, pero su cara descolgada y el viaje franco posibilitaba el relajo del torero, que nunca conectó arriba, que nunca halló manera de darle profundidad a su fácil trasteo.»

«El carbonero cuarto también se dejó en su mansito caminar, en su gazaponcete amago de embestir. Sin ser fácil, aquello pudo prender en los terrenos de chiqueros, pero ese instante terminó por no llegar. Lo más destacado de Ferrera fue, cómo no, su espectaculidad en banderillas.»

  • Nimes (Francia).- Con tres cuartos de entrada se han lidiado toros de Torrealta desiguales de presentación y manejables en conjunto. El Cid, oreja y silencio. Sebastian Castella, silencio en ambos. Miguel Ángel Perera, oreja y oreja.

Según crónica de Germán Jiménez para burladero.com sobre la actuación de Miguel Ángel Perera esta tarde en Nimes: «Muy suelto de salida el tercero con el que Miguel Ángel Perera se lució en un quite por tafalleras. Con una tanda de muletazos a pies juntos rematada con cambio de mano y un largo ase de pecho comenzó su faena de muleta de la que sobresalieron las tres primeras series en redondo a base de muletazos muy largos y obligando muchísimo al morlaco. Faena de poderio a un toro que se acabo muy pronto. Vino luego un toreo más en proximidad que caló bien entre el público, pero el toro se fue parando paulatinamente, recetándole finalmente una gran estocada en todo lo alto.»

«El que cerró plaza manseó en el caballo. Por encima del toro, el extremeno le pegó muletazos, algunos de ellos buenos, en una faena sin mucho argumento, tumbando patas arriba al animal de una buena estocada que sirvio de paso para despertar al público tras una poco entretenida tarde.«