Presencia de 'El Juli', ausencia de Ferrera

La cara y la cruz

0
1201

«…en esta ocasión entre esos nombres echo de menos particularmente el de Antonio Ferrera […] Esta sería la cruz de una feria bien trazada. La cara sin lugar a dudas es la de ‘El Juli’. Por varios motivos…»

Antonio Girol.-

Como si se tratase de un estreno teatral, los carteles de Olivenza vieron este año primeramente la luz en Madrid. Sin embargo el escenario elegido no fueron las tablas del ‘María Guerrero’ o del teatro de La Comedia, ni tan siquiera las del ‘Español’ (por aquello de la fiesta nacional) En este caso la première tuvo por escena el stand de Extremadura en FITUR. En un acto en el que los máximos prebostes de la política extremeña estuvieron arropando a  la propiedad de la plaza y a los empresarios.

Ahora, como ha ocurrido toda la vida de Dios, después del estreno toca empaquetar los bártulos y comenzar  la gira por provincias con el runrún que supone el éxito en la Villa y Corte. O sea, que en unos días se dará la función en Olivenza, según me han contando con el hijo de Adolfo Suárez como maestro de ceremonias. Y luego vendrán Sevilla, Lisboa…Lo que se conoce como una tournée.

No es de extrañar viendo cómo año a año la feria ha aumentando en universalidad. Entiéndase en el sentido de que, en buena lid, a base de apostar por los nombres del momento ha conseguido catapultarse al número uno de las de inicio de temporada.  Sin embargo yo en esta ocasión entre esos nombres echo de menos particularmente el de Antonio Ferrera.

Sé que la feria se ha reducido en un festejo y que todos los toreros no caben en dos tardes. Pero estamos hablando de uno de los nuestros y que ha salido a hombros en sus dos últimas comparecencias en ese ruedo. La primera de ellas tras indultar a un ejemplar de Garcigrande, y la segunda tras cortar cuatro orejas al lote de zalduendos que le correspondió por sorteo.

Puestos a comparar calculadora en mano debería de haber tenido las mismas posibilidades de ver su nombre en los carteles a la de otros que sí están. Imagino que habrá cuestiones que se escapan a la mera y fría estadística. Lo cierto es que son (o somos, mejor dicho) bastante los aficionados que nos quedaremos sin disfrutar en directo de la madurez de su toreo, como demostró con creces en 2012 en todas las plazas extremeñas en las que hizo el paseíllo. Teniendo como cenit la encerrona en Badajoz con los victorinos. Una tarde que a buen seguro ganará en importancia conforme vaya pasando el tiempo sobre ella.

Esta sería la cruz de una feria bien trazada. La cara sin lugar a dudas es la de ‘El Juli’. Por varios motivos. El primero es porque si ha dicho que llega en su recuperación y rehabilitación del percance sufrido en el accidente de tráfico de hace unas fechas, se debe a que está convencido no solo de que estará listo sino que no notaremos ni un ápice de la lesión como quedó demostrado en la pasada feria de San Juan y su problemas con el hombro. Lo cual es una gran noticia para todos los que nos embelesamos con el temple del madrileño.

Y después por el gesto que ha tenido conjuntamente con la empresa Ruedo de Olivenza de organizar un tentadero público para niños, patrocinado a su vez por el Ayuntamiento y el Patronato de Tauromaquia. Sin duda para mí es la noticia de esta feria. No sé si en los carteles vendrá anunciado. En lo poco que he podido observar por las fotos que se hicieron ayer en la presentación no lo aprecio con nitidez.

«…la iniciativa es de una grandeza que a bote pronto puede que no se vea, pero que a larga dará frutos…»


Ojalá que se le dé, publicitariamente hablando, el tratamiento que merece porque la iniciativa es de una grandeza que a bote pronto puede que no se vea, pero que a larga dará frutos. Y ojalá también que se repitiese con mayor asiduidad en otros puntos de la provincia con o sin feria taurina de por medio, ya que esta fiesta solo tiene futuro si a ella se enganchan nuevas generaciones de aficionados. Y debido a los altos costes que supone montar toros, la opción más asequible hoy día tal vez sea ésta. Al igual que antaño lo fueron las novilladas económicas. En la ciudad de Badajoz sin ir más lejos hubo un gran boom de aficionados gracias a aquellas de la plaza vieja, que incluso metían más gente en los tendidos que en las gradas del viejo Vivero aun coincidiendo en hora fútbol y toros.

Desde aquí mi aplauso sincero a organizadores y patrocinadores por la iniciativa. Ahora solo toca contar los días que restan para que oficialmente la temporada 2013 eche a rodar en nuestra región.  Ya hay ganas…