JUAN C CARBALLO - Debut con picadores

«Quiero que ese día pase algo y la afición salga de la plaza hablando de Carballo»

0
1110

La última sensación de la Escuela Taurina de Badajoz vive en la provincia hermana de Cáceres. Concretamente en la localidad de Valencia de Alcántara. Se llama Juan Carlos Carballo y el próximo domingo verá cumplido el primer sueño que se marcó al apuntarse a la escuela: debutar en Olivenza.

Antonio Girol.-

Tiene Juan Carlos una talla parecida a la de toreros de época como Diego Puerta o aquel Tesoro de la Isla que obedecía al nombre de Rafael Ortega. Y con ellos comparte no solo el físico sino también la raza que les hizo eternos. Así es Carballo y así lo mostrará en la matinal del 8 de marzo a poco que le embista el lote de El Freixo que le corresponda en suerte.

En espera de esa fecha, hoy le mostramos cómo vive estos días que faltan tanto de palabra – con esta entrevista – como de obra en la fotos de su preparación en San Juan de Piedrasalbas en donde pasta la ganadería de José Miguel Arroyo ‘Joselito’, otro espejo más en el que mirarse.

– Juan Carlos, ¿cómo están siendo estos días previos al debut? Me refiero tanto a preparación como de mentalización

– Pues la verdad que estos días están siendo muchos más intensos.  Desde que salen los carteles la preparación se incrementa un punto más aunque siempre se entrene con intensidad y las mismas ganas aun cuando no se tiene nada a la vista, pero ahora mucho más haciendo todos los tentaderos que se pueden y matando algún toro a puerta cerrada como esta tarde en casa del maestro Joselito. En cuanto a la mentalización también me gusta estar preparado y seguro de mi mismo.

– ¿Esperabas que fueses a debutar en Olivenza?

– Desde que entré en la escuela veía a compañeros que debutaban con picadores en Olivenza y albergaba esas ganas y esa ilusión de poder yo un día debutar también en esa plaza. Afortunadamente va a ser así el próximo domingo.

Juan Carlos Carballo hablando para Badajoz Taurina (FOTO: JMª Ballester)

– La pasada temporada llamaste poderosamente la atención. Especialmente en Sevilla en donde dejaste un gran sabor de boca sobre todo en la crítica especializada, por ejemplo recuerdo así de memoria unos comentarios elogiosos de Álvaro Acevedo. ¿Qué balance haces de tu temporada?

– Hago un balance muy positivo de la temporada 2014 porque pude torear en plazas de primera categoría como La Maestranza y eso me ha servido muchísimo.

– ¿Qué supuso para ti esas actuaciones en La Maestranza?

– El paso por la plaza sevillana ha sido primordial para mí. Sobre todo porque me ha servido mucho moralmente para poder completar una temporada tan importante como lo fue la pasada.

– El próximo domingo vuelves a estar anunciado con Pablo Aguado, con quien te jugaste la final de aquel certamen de La Maestranza, ambos debutáis con caballos y en la memoria del aficionado queda aún prendida la sensación de que en esa final fueron muy localistas a la hora de concederle a él el premio y no a ti, ¿tienes ganas de revancha?

– No me gusta la palabra revancha. Yo sé a lo que voy a Olivenza y la rivalidad me la busco conmigo mismo pero el domingo nos vamos a ver la cara de nuevo en el patio de cuadrillas.

– ¿Qué ha supuesto para ti tu paso por la Escuela Taurina de Badajoz y qué recuerdo guardas de ello?

– Pues ha habido de todo. Guardo recuerdos de momentos entrenando con los compañeros, de los viajes a los tentaderos…Son momentos que te enseñan a madurar y andar con pies de plomo por todo. Quiero aprovechar esta entrevista para desearle suerte a los compañeros que aún están por allí y decirles que luchen por sus sueños.

– Con la vista puesta en la mañana de ese domingo, ¿en quién o en qué vas a pensar cuando se abra la puerta de cuadrillas y pises el albero de Olivenza?

– Voy a pensar en todas las personas que me han apoyado en los momentos buenos y en los malos.

– Por cierto, ¿estrenas traje?

– No estreno vestido. Me pondré uno que me regaló la peña de mi pueblo y que me hace mucha ilusión llevar ese día sobre todo porque tiene un bordado de la Virgen de los Remedios de Valencia de Alcántara

– Olivenza es una feria que concita la atención de muchos aficionados de diferentes puntos de la geografía que aprovechan ese fin de semana para acudir hasta la población extremeña para ver toros. Supongamos que uno de esos aficionados no te ha visto todavía actuar en las novilladas sin caballos, ¿qué le dirías de cómo es el toreo de Juan Carlos Carballo y qué va a encontrar la mañana del domingo 8 de marzo?

– Pues no me gusta hablar de mí mismo. Si puede decir que siento el toreo puro, el de pasarse los pitones cerca y la quietud. Esa es la forma que yo busco para expresar mi toreo

Carballo junto a Joselito, Gª de la Peña, Reina e Higuero (FOTO: Ballester)

– Aunque en estos últimos años parece que se ha vuelto a apostar algo más por las novilladas con caballos no es menos cierto que es un escalafón complicado en donde hay que aprender el oficio casi a marchas forzadas. De ahí que te pregunte, ¿qué panorama se te presenta para después de ese domingo? ¿Hay alguien que te esté ayudando o toda tu suerte está echada a la moneda de Olivenza en todos los sentidos?

– Pues para mí esa mañana es muy importante porque voy solo, sin nada ni nadie que me apodere y sin ninguna novillada más firmada y quiero que ese día pase algo y la afición salga de la plaza hablando de Carballo y así cambiar mi futuro y poder hacer una temporada importante.

– Mucha suerte para el domingo y  el resto de la temporada.

– Gracias a vosotros.

CARBALLO PREPARÁNDOSE EN CASA DE JOSELITO. (FOTOS: JMª BALLESTER)

Juan Carlos Carballo Conversando con Reina y José L. Sierra Juan Carlos Carballo
Juan Carlos Carballo Juan Carlos Carballo Juan Carlos Carballo
Juan Carlos Carballo Juan Carlos Carballo Juan Carlos Carballo
Juan Carlos Carballo